Foro Cuba Debate
Regístrate a nuestro foro y debate libremente sobre Cuba en un ambiente de cordialidad y respeto. Todos los puntos de vista y perspectivas son bienvenidas sean de un lado u otro del espectro político.

¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por El Compañero el Lun Mar 16, 2009 10:18 am

Trujillo, la historia de un magnicidio
Por Vianco Martínez, 2003



El dictador dominicano Rafael Leonidas Trujillo le había robado su nombre a la ciudad más vieja del Nuevo Mundo y la había obligado a usar el suyo, y en una esquina de la ciudad ultrajada fue abatido a tiros la noche del 30 de mayo de 1961 por un grupo de descontentos colaboradores.

Trujillo era un antiguo empleado de los norteamericanos que ganó fama repartiendo bofetadas y asesinando patriotas en la primera intervención militar de los Estados Unidos a la República Dominicana, en 1916. Había tomado el poder en 1930, tras un acto de sedición. Su muerte produjo un viraje en la vida política y social de esa nación del Caribe, que tiene 43 años luchando por deshacerse del fantasma del tirano.

El poder de Trujillo había entrado en una etapa de decadencia luego de un intento de lucha armada protagonizado por un grupo de exiliados el 14 de junio de 1959. Los integrantes del grupo fueron masacrados sin piedad y la indignación causada por ese hecho se regó por todos los confines de la atemorizada sociedad dominicana.

Trujillo además, empezaba a pagar la factura de sus peores vanidades, exhibidas con ostentación en la Feria de la Paz y la Confraternidad del Mundo Libre —una obra no reproductiva que restó liquidez al gobierno—, donde el tirano, según el historiador Frank Moya Pons, gastó más de 30 millones de dólares.

Cuando el tirano empezó a confundir el humo con las nubes, comenzó a jugar al nacionalismo para agenciarse nuevas formas de enriquecimiento y eso enfadó a los norteamericanos. Nacionalizó la industria de la electricidad, sacó a los extranjeros del negocio azucarero y se apropió de los ingenios. Trujillo convirtió la República Dominicana en una finca de su propiedad y empobreció a la mayoría de los dominicanos en beneficio de una minoría de minorías, según el historiador Frank Moya Pons.

Trujillo lastimó como nadie la dignidad de los dominicanos. Era un general sin batallas y sin méritos que decidía quién vivía y quién moría en su tierra y en la ajena. En sus manos, el ejército que dejaron los norteamericanos devino en una partida de asesinos a sueldo que cargó con la tranquilidad del país.

En el extremo de su vesanía, mandó a poner en las iglesias un letrero que decía "Dios en el cielo, Trujillo en la tierra", pero que más tarde, cuando sus delirios de emperador estaban más alborotados que nunca, cambió de orden: "Trujillo en la tierra, Dios en el cielo". Se mandó a hacer estatuas en cada esquina y obligó a los intelectuales a escribir libros que después calzó con su nombre. Trujillo además, se puso tantos títulos como carencias tenía: Doctor, Licenciado, Padre de la Patria Nueva, Benefactor de la Patria, Protector de la Iglesia y muchos más. Para entrar en la universidad había que rendirle pleitesía y para graduarse era requisito indispensable hacer profesión pública de fe trujillista.

Los teléfonos estaban intervenidos. En el campeonato invernal de béisbol tenía que ganar obligatoriamente su equipo y en el hipódromo tenían que llegar primero sus caballos. Su hija fue designada reina y su esposa —que era semi-analfabeta— fue declarada impúdicamente escritora y filósofa. Para favorecer algunas provincias en perjuicio de otras cambió el mapa, y para alimentar su ego, cambió la historia. Bajo la bota del tirano toda la República Dominicana era un país bajo sospecha.

A finales de los años 50, José Emilio Cordero Michell, un distinguido profesional de la clase media que terminó alzado en la montaña, definió la situación como "una pesadilla owerlliana donde la realidad superaba la ficción".

El detonante de la crisis fue el caso del presidente de Venezuela Rómulo Betancourt. Trujillo colocó un carro cargado de dinamita en la avenida de Los Próceres, en Caracas, que el coronel Jhonny Abbes García, un asesino a sueldo que encabezaba el Servicio de Inteligencia Militar (SIM) —la guardia personal del tirano— hizo detonar cuando el mandatario venezolano pasaba por el lugar, camino a un acto oficial. Betancourt se había convertido en el principal enemigo del trujillismo en el exterior y desde las tribunas de la Organización de Estados Americanos (OEA) se dedicó a pedir la cabeza del sátrapa.

Como castigo, los países miembros de la OEA —en una votación que tuvo lugar en San José, Costa Rica, el 21 de agosto de 1960— impusieron sanciones económicas al régimen trujillista, cerrando sus fuentes de abastecimiento de combustible y negándole la posibilidad de acceder a los mercados internacionales.

Mientras el régimen se desgastaba, los dominicanos empezaban perder el miedo. En junio de 1960, en un cocktail en Santo Domingo, uno de los hombres que planeaban matar a Trujillo, se acercó a Henry Dearborn, cónsul y, según el escritor Víctor Grimaldi, jefe de la CIA en Santo Domingo, para formularle un pedido de armas y material bélico para llevar a cabo el magnicidio. En lo adelante, las vías de comunicación entre la estación local de la agencia y el Cuartel General en Washington se convirtieron en un hervidero.

Entre los oficiales del Pentágono, Trujillo gozaba de una complacencia muy parecida a la complicidad. En 1959, poco antes de que los tórridos amores entre Trujillo y los norteamericanos llegaran a su fin, el tirano recibió 1,089,000 dólares en asistencia militar de manos de la administración Eisenhower, y un año después, cuando ya la crisis empezaba a mostrar sus signos más severos, el Pentágono propuso entregarle 445,000 dólares más.

En el documento "La capacidad militar de los Estados Unidos para influenciar el progreso de nuestros objetivos nacionales en Latinoamérica", fechado el 29 de octubre de 1959, el Comando Sur entendía que "la perpetuación del régimen de Trujillo es lo que mejor servirá a los objetivos de los Estados Unidos".

Eisenhower salió de la Casa Blanca el 19 de enero de 1961, pero antes dejó como herencia a John F. Kennedy, su sucesor, un cambio de política hacia Trujillo que incluyó una autorización para entregar armas y material militar a lo que ellos llamaron el Grupo de Acción.

El indicio más convincente de la participación estadounidense en el complot para exterminar a Trujillo fue celosamente guardado durante años como documento clasificado. Fue un documento titulado "Programa de Acción Secreta para la República Dominicana". El informe, preparado a solicitud de Richard Goodwin, consejero y asistente especial de presidente Kennedy, establecía que "la CIA tiene bajo custodia directa en Estación de Ciudad Trujillo un abastecimiento limitado de armas y granadas. Atendiendo a las urgentes solicitudes de los líderes de la oposición interna, de armas para protección personal, con el fin de ayudar en sus esfuerzos para neutralizar a Trujillo, se les han enviado tres revólveres y tres carabinas con sus municiones correspondientes por vías seguras".

"A nadie puede quedarle duda de que, tal como lo creían algunas personas, el papel de los Estados Unidos en la muerte de Rafael Leonidas Trujillo fue decisivo", asegura Grimaldi, en su libro "Tumbaron al jefe. Los Estados Unidos en el derrocamiento de Trujillo".

A la hora de la muerte del tirano, Joaquín Balaguer, un hombre enigmático, callado e impredecible, propietario de un pragmatismo que tiñó de sangre la nación dominicana en los años posteriores, se encargó de conducir la transición al sistema democrático. Para la oposición, era como poner la iglesia en manos de Lutero.

Balaguer heredó la maquinaria política y militar del trujillato y, en lugar de desmantelarla totalmente, la consolidó y se sirvió de ella. Muchos de los oficiales que le cuidaron la espalda en sus sucesivos años de gobiernos eran hijos de la dictadura, hombres de mano dura que no dudaron en mostrar sus talentos para la represión política y para el crimen de Estado. También heredó la vieja costumbre de humillar a los contrarios y dividir a los jefes militares para que no le hicieran sombra.

A las diez de la noche del 30 de mayo de 1961, cuando el tirano se dirigía a su casa campestre de San Cristóbal, fue interceptado por dos vehículos. Sus ocupantes abrieron fuego sobre el carro presidencial. El chofer del tirano, Zacarías de la Cruz, un hombre adusto que en lo adelante vivió para callar, salió corriendo por los matorrales y salvó su pellejo. Trujillo, solo en medio de su última noche y con un poder absoluto que en la frontera de la vida y de la muerte no le sirvió para nada, murió bajo el fuego de sus antiguos colaboradores, cambiando para siempre el rumbo de la historia.

_________________
"Confiamos en que la pureza de nuestra intención nos traiga el favor de Dios para lograr el imperio de la justicia en nuestra patria. Si caemos, que nuestra sangre señale el camino de la libertad. Porque, tenga o no, nuestra acción el éxito que esperamos, la conmoción que originara nos hará adelantar la senda del triunfo."
José Antonio Echevarría : La Habana, 13 de Marzo de 1957.
-------------------
http://politicacubana.blogspot.com
http://elarchivodelchiva.blogspot.com

El Compañero
Admin/Fundador de Cuba Debate
Admin/Fundador de Cuba Debate

Masculino
Cantidad de envíos : 7156
Localización : Donde mora la libertad, allí está mi patria
Empleo /Ocio : Debatir/Intercambiar ideas sobre temas cubanos e internacionales
Humor : Cubano
Efectividad de Comentarios y Análisis : 85
Puntos : 43147
Fecha de inscripción : 17/06/2008

http://politicacubana.blogspot.com

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por El Compañero el Lun Mar 16, 2009 10:22 am

Muerte de Hitler
Fuente: Portada del diario militar norteamericano The Stars and Stripes con fecha del 3 de mayo de 1945.



La versión oficial de los aliados —que concuerda con la versión dada por su secretaria personal, Traudl Junge, en el libro Hasta la última hora: la secretaria de Hitler cuenta su vida (Bis zur letzten Stunde: Hitlers Sekretärin erzählt ihr Leben), con la versión de Joachim C. Fest, historiador y biógrafo, en El hundimiento (Der Untergang) así como la biografía del General Freytag von Loringhoven— indica que Hitler renunció a intentar huir de Berlín y se suicidó con un tiro de pistola y, al mismo tiempo, ingiriendo una cápsula de cianuro en su Führerbunker, a 15 m de profundidad en el subsuelo del edificio de la Cancillería en Berlín, junto a su nueva esposa Eva Braun y rodeado de unos pocos incondicionales, el 30 de abril de 1945, cuando el Ejército Rojo, dirigido por el mariscal Georgi Zhúkov, tomaba Berlín y se encontraba a menos de 300 m del búnker.

Aquel día, Hitler almorzó en compañía de sus secretarias en un silencioso ambiente y después del almuerzo, el cual fue servido por Constanze Manziarly, hizo matar a su perra Blondie. Luego dio a su ayudante Otto Günsche instrucciones estrictas sobre la cremación de su cuerpo y el de su esposa, probablemente para evitar que fueran exhibidos como «trofeos de guerra», recordando el ultraje del cadáver de su amigo Benito Mussolini, que fue colgado desnudo boca abajo junto con el de su amante en una gasolinera de Milán, donde fue golpeado, escupido y despreciado durante días. El siguiente relato procede del testimonio de Günsche:

"Hitler se retiró a eso de las 16 horas junto con Eva Braun a su despacho privado contiguo a la sala de mapas y Otto Günsche se paró frente al despacho esperando el momento de entrar; le acompañaba Linge. Se sintió un disparo ahogado y Günsche esperó unos 15 minutos de acuerdo a instrucciones; posteriormente Linge ingresó a la habitación de dos ambientes. Hitler estaba recostado a un extremo del sofá con un tiro en la sien, con salida de proyectil, de la cual aún manaba sangre, su boca tenía una grotesca mueca.

Según Günsche y Linge, Eva Braun estaba recostada al otro extremo con los ojos abiertos y una mueca de dolor en su rostro, una pistola estaba en la mesa a su disposición, pero no alcanzó a usarla, pues el cianuro suministrado por el médico personal de Hitler, Ludwig Stumpfegger, había sido rápido.

En efecto, Linge siguió a Günsche al entrar al compartimiento de Hitler, y una vez confirmada su muerte, levantó los cuerpos envueltos en una alfombra y los sacó al patio trasero de la Cancillería, en unos momentos en que llovían obuses rusos por doquier.

Günsche depositó ambos cuerpos en un orificio de obús, los roció con unos 200 l de gasolina y les prendió fuego. Mientras se consumían, unos cuantos testigos, entre ellos Martin Bormann, Goebbels, realizaron un nervioso y acongojado saludo militar, mas un obús que estalló cerca les obligó a volver al búnker sin verificar la total consumación de la incineración.

Su muerte se puso en duda durante mucho tiempo, creándose toda suerte de mitos.

Recientes versiones surgidas en los años 1990 del lado ruso, confirman que los soviéticos (NKVD), después de una infructuosa búsqueda en la que incluso hallaron a un doble de Hitler suicidado en una habitación de la Cancillería como una forma de despistar, por fin dieron con los restos irreconocibles en parte de Hitler, Braun y la familia Goebbels y que estos, secretamente aún para el mismo general Zhúkov, fueron transportados en cajas especiales a la frontera, a un cuartel militar que luego pasaría a ser territorio de la República Democrática Alemana.

Los rusos confirmaron inicialmente en 1955 la muerte de Hitler, pero no se mostraron evidencias muy sustanciales, salvo algunos detalles odontológicos, lo que confirmaba a pesar de todo que los rusos tenían los cuerpos.

Estos restos permanecieron secretamente enterrados bajo un jardín de dicho cuartel en la ciudad de Magdeburgo y sólo algunas autoridades de la NKVD sabían dónde estaban, hasta que en 1970 fueron exhumados, se extrajo el cráneo a Hitler y el resto de los cadáveres fue incinerado para evitar que su tumba fuera objeto de veneración, y las cenizas fueron lanzadas al alcantarillado de dicha ciudad.[cita requerida]

No se ha podido dar con el cráneo de Hitler, pero una parte signada como de Hitler, el hueso parietal de su caja craneana está en un Museo soviético.

_________________
"Confiamos en que la pureza de nuestra intención nos traiga el favor de Dios para lograr el imperio de la justicia en nuestra patria. Si caemos, que nuestra sangre señale el camino de la libertad. Porque, tenga o no, nuestra acción el éxito que esperamos, la conmoción que originara nos hará adelantar la senda del triunfo."
José Antonio Echevarría : La Habana, 13 de Marzo de 1957.
-------------------
http://politicacubana.blogspot.com
http://elarchivodelchiva.blogspot.com

El Compañero
Admin/Fundador de Cuba Debate
Admin/Fundador de Cuba Debate

Masculino
Cantidad de envíos : 7156
Localización : Donde mora la libertad, allí está mi patria
Empleo /Ocio : Debatir/Intercambiar ideas sobre temas cubanos e internacionales
Humor : Cubano
Efectividad de Comentarios y Análisis : 85
Puntos : 43147
Fecha de inscripción : 17/06/2008

http://politicacubana.blogspot.com

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por Martin Fierro el Dom Abr 19, 2009 2:29 pm

Compañero, puedes decirnos como termino su vida el peor criminal y genocida que conoce la historia de la humanidad, me refiero a Stalin?

Martin Fierro
Forista Habitual
Forista Habitual

Cantidad de envíos : 126
Efectividad de Comentarios y Análisis : 10
Puntos : 15677
Fecha de inscripción : 10/08/2008

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por politico el Dom Abr 19, 2009 3:17 pm

Martin Fierro escribió:Compañero, puedes decirnos como termino su vida el peor criminal y genocida que conoce la historia de la humanidad, me refiero a Stalin?


Intriga en el Kremlin

Cuando la radio estatal informó que el asesino de decenas de millones murió por causas naturales, el mundo se mostró suspicaz. ¿Por qué sus últimos días estuvieron envueltos en el secreto? ¿Y quién no sacó provecho de su muerle en la Unión Soviética?


De creerle a los cuatro taimados hombres que heredaron su vasto poder, Stalin, supremo dictador de la URSS y titiritero de Europa Oriental, sufrió una embolia fatal estando solo en su modesto apartamento. Yació inconsciente durante muchas horas porque sus guardaespaldas, familia y colegas de gobierno estaban demasiado aterrados tras 27 años de su gobierno de puño de hierro para llamar a la puerta. De ser cierta, esta sórdida muerte contrastó dramáticamente con la vida de un hombre que gozó al ordenar la tortura y muerte de sus partidarios más leales. Unos 30 miIlones, quizá el doble, fueron fusilados, ahorcados, torturados hasta morir por su mórbido temor a la oposición. MiIlones fueron esclavizados en crueles campos de concentración y forzados a trabajar para el Estado. En Ucrania, decenas de millones murieron cuando Stalin forzó a campesinos a unirse a sus colectivos y enviar sus productos a otros lados. En lo personal, gozaba al invitar a cenar a un viejo colega, montar en una cólera cuidadosamente ensayada y enviar a la azorada víctima de su sádica crueldad a la cámara de ejecución. Se dice que una vez salió durante el intermedio de una presentación del Lago de los Cisnes por el ballet Bolshoi, fue a la prisión Lubyanka para disparar contra antiguos partidarios y regresó al teatro para el segundo acto. En 1953, cuando Stalin tenía 73 años, estas tendencias paranoides e impredecibles explosiones se hicieron más virulentas. "El miedo y el odio contra el viejo tirano", según el embajador de EUA, George Kennan, "casi podía olerse en el aire." En enero, una mujer que trabajaba como agente secreto de Lavrenti Beria, jefe del Servicio de Seguridad del Estado, acusó al médico personal de Stalin de estar involucrado en un "complot de los médicos" para matar a importantes líderes militares por medio de "mal tratamiento". Otros ocho médicos fueron más tarde encarcelados, la mayoría judíos. Tal vez anticipando un pogrom, Stalin avivó con fuerza la llama del antisemitismo. El otoño anterior, el 19 Congreso del Partido Comunista desafió, por primera vez, la voluntad del tirano, aunque sólo en detalles. Urdiendo tras bambalinas, Stalin aparentemente planeaba purgar a la vieja guardia comunista y nombrar a nuevos elementos únicamente leales a él. Los planes del dictador eran vigilados de cerca por el cuarteto más próximo a él: Beria, el ministro de Defensa Nikolai Bulganin, el viceprimer ministro (y sucesor designado) Georgi Malenkov y Nikita Krushchev, jefe del poderoso comité del partido en Moscú y de los comités regionales. Líderes comunistas no menos poderosos que ellos desaparecieron sin dejar huella bajo el caprichoso mandate del "Tío Pepe".








¿Acaso Stalin, un hombre viejo y fatigado, como lo revela la fotografía de 1950 de arriba, murió de muerte natural? Sólo los cuatro hombres en la guardia luctuosa podrán decirlo: (izq.) Beria y Malenkov; (der.) Bulganin y Krushchev.

Una juerga, luego silencio
Poco antes de su muerte, Stalin hizo desaparecer a su secretario privado, quien fue su alter ego durante décadas en asuntos pequeños y grandes. El 15 de febrero, su guardaespaldas en jefe falleció en lo que oficialmente se llamó "muerte prematura", sin duda un eufemismo para ejecucìón. El médico de Stalin aún estaba tras las rejas. Mientras, desde diciembre circulaba entre la élite moscovita el rumor de que el gran jefe estaba enfermo. Pero su hija Svetlana no podía Ilegar a él, a pesar de sus frenéticos intentos. Meses antes lo había visto languidecer por causa de la arteriosclerosis. El 2 de marzo, tal vez Stalin sufrió una hemorragia cerebral, pero la noticia fue ocultada por la temerosa banda de posibles sucesores. Un día antes, según Krushchev, Stalin invitó a sus cuatro secuaces a su dacha, o casa de verano, en Kunzevo para pasar la noche bebiendo y contando historias. El grupo se dispersó en la madrugada y Stalin quedó solo. El 3 de marzo a las tres de la madrugada los asustados guardias informaron a los juerguistas que el jefe soviético no había salido durante las últimas 24 horas. Cuando se atrevieron a entrar en su muy vigilado santuario, lo hallaron tirado sobre la mullida alfombra, completamente vestido. Aparentemente sorprendidos y alarmados, Malenkov, Krushchev, Bulganin y el calculador y frío Beria salieron de sus propias dachas, hallaron a Stalin puesto en un sofá, anormalmente rígido. Se llamó a los médicos y los cuatro colegas, con otros miembros del Presidium, se turnaron en parejas para supervisar el tratamiento del dictador mientras que, seguramente, hacían planes para el incierto futuro.

Una tensa vigilia
Krushchev y los demás fueron vistos con los ojos enrojecidos por el llanto durante los días siguientes, pero la conducta de Beria fue sorprendente. Ocasionalmente, Stalin abría los ojos, y el odiado jefe de seguridad expresaba su preocupación y afecto. Pero cuando Stalin se sumía en coma, Beria horrorizaba a los demás insultando y burlándose de su viejo mentor. ¿Qué significaba esto para los demás? Desde 1938, Beria dirigía a la policía secreta, la verdadera clave de la omnipotencia de Stalin. El 4 de marzo, Stalin despertó de pronto. Mientras una enfermera trataba de darle de comer con una cuchara, él señaló un cuadro de un cordero al que, como a él, una joven le daba leche. Luego cayó en accesos mortales de sofocación, miró enojado a cada uno de sus seguidores y murió. Beria regresó apuradamente al centro de poder, con sede en Moscú. Ese mismo día, 800 millones de personas en todo el imperio soviético supieron por primera vez, junto con el resto del mundo, que Stalin estaba gravemente enfermo. Como si quisieran disipar sospechas, los médicos rindieron un informe desusadamente completo de la enfermedad de Stalin y sus complicaciones. El 6 de marzo la radio estatal anunció que el corazón de Stalin dejó de latir a las 22:10 de la noche anterior. Se leyó un informe de la autopsia, sugiriendo que se había hecho todo lo posible en vista del "carácter irreversible del rnal" A las cuatro de la tarde, el cuerpo reposaba sobre enormes racimos de flores frescas en el Salón de las Columnas de la sede de los sindicatos. Pareció como si todo Moscú pasara a rendir homenaje, quizá 5 millones de personas en tres días. Trágicamente, muchos murieron o sufrieron serias heridas cuando nerviosos generales que trataban de controlar a la multitud dieron órdenes que provocaron apiñamientos contra las rejas de hierro de las calles. El 9 de marzo no hubo actividades en el país para el funeral más grande del siglo XX. La Plaza Roja se llenó de delegaciones y líderes mundiales. Los sucesores de Stalin cargaron el féretro. El "Pequeño Padre" del comunismo yació junto a Lenin, fundador del Estado soviético.

politico
Forista Guerrero, Anticomunista y Anticastrista
Forista Guerrero, Anticomunista y Anticastrista

Masculino
Cantidad de envíos : 1813
Edad : 51
Localización : Alemania
Empleo /Ocio : Anticomunista,Anticastristra y gusano al 100%
Humor : jodedor oriental
Efectividad de Comentarios y Análisis : 20
Puntos : 21065
Fecha de inscripción : 25/06/2008

http://www.superpolitico.blogspot.com

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por politico el Dom Abr 19, 2009 3:24 pm

Martin hay varias versiones no oficiales, se dice que cuando sufre una embolia Beria(secretario personal), se demoro en llamar la ambulancia.
Hay otra version que cuenta de un misterioso cuadro el cual estaba lleno de material radioactivo y le fue regalado a Stalin por cientificos en años anteriores.este cuadro desaparecio por arte de magia despues de la muerte del dictador.
Algo que se debe resaltar es que su hijo Vasliv, el borracho empezo a vociferar que su padre habia sido asesinado y fue internado preventivamente en un "sanatorio" de la CHEKA.
bueno, cuando el rio suena piedras trae.

politico

politico
Forista Guerrero, Anticomunista y Anticastrista
Forista Guerrero, Anticomunista y Anticastrista

Masculino
Cantidad de envíos : 1813
Edad : 51
Localización : Alemania
Empleo /Ocio : Anticomunista,Anticastristra y gusano al 100%
Humor : jodedor oriental
Efectividad de Comentarios y Análisis : 20
Puntos : 21065
Fecha de inscripción : 25/06/2008

http://www.superpolitico.blogspot.com

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por El Compañero el Dom Abr 19, 2009 3:48 pm

Martin, Stalin murió en su Dacha (casa de campo en Kuntsevo a 15 km en las afueras de Muscú).

El dictador le dio la orden a los guardaespaldas que nadie lo podria molestar.

Atemorizados la escolta personal que conocia lo que significaba violar cualquier orden de Stalin obedecieron pero notaron que el dictador no salia despues de muchas horas hasta que instuyeron que algo pasaba pero asi todo no se atrevian a entrar en la dacha.

Asi que llamaron a Laurenti Beria el jefe de la entonces NKVD (predecesora de la KGB) y no lo localizaban puesto que este estaba de caceria en Moscú dandole rienda suelta a su oscuro vicio de perseguir con su carro negro a muchachas menores de edad para secuestrarlas y violarlas. Despues de dificultarse localizar a Beria lo contactan, este da la orden en persona de abrir la Dacha (y todavia temeroso entra con la escolta de Stalin) para encontrar al dictador muerto en la cocina tirado victima de una esquemia que habia paralizado la parte derecha de su cuerpo. Agonizó por cuatro dias hasta que murió.

En esos 4 dias su hija Stevlana cuenta como aun medio muerto Stalin abrio los ojos y miro a cada uno en la habitacion (todos estaban cagados cuando eso sucedió) Levanto su brazo izquierdo (la parte buena de su cuerpo) y con cara de maldad como en gesto de hacerle una maldicion a todos los presentes y un instante despues murió.

Martin, en mi forma de ver las cosas pienso que quizas ese fue el intento final por apuntar el dedo para mandar a otro de sus hombres al paredon, pero la muerte no le dio tiempo.

Pero ahi algo peor aun, durante el entierro de Stalin, multitudes enteras lloraron, incluso los prisioneros de los Gulag lloraron y no de alegria, sino de tristeza. Y eso que digo no es cuento de la historiografia sovietica.

Saludos cordiales,

El Compañero.

_________________
"Confiamos en que la pureza de nuestra intención nos traiga el favor de Dios para lograr el imperio de la justicia en nuestra patria. Si caemos, que nuestra sangre señale el camino de la libertad. Porque, tenga o no, nuestra acción el éxito que esperamos, la conmoción que originara nos hará adelantar la senda del triunfo."
José Antonio Echevarría : La Habana, 13 de Marzo de 1957.
-------------------
http://politicacubana.blogspot.com
http://elarchivodelchiva.blogspot.com

El Compañero
Admin/Fundador de Cuba Debate
Admin/Fundador de Cuba Debate

Masculino
Cantidad de envíos : 7156
Localización : Donde mora la libertad, allí está mi patria
Empleo /Ocio : Debatir/Intercambiar ideas sobre temas cubanos e internacionales
Humor : Cubano
Efectividad de Comentarios y Análisis : 85
Puntos : 43147
Fecha de inscripción : 17/06/2008

http://politicacubana.blogspot.com

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por libertad el Mar Abr 21, 2009 7:14 am

A benito Musolini y a su esposa los colgaron los rojos y expusieron su cadaver

libertad
Forista Habitual
Forista Habitual

Femenino
Cantidad de envíos : 120
Edad : 37
Localización : italia
Empleo /Ocio : administrativa contable, derecho lavoral
Humor : me encanta reirme de los papagayos castrados
Efectividad de Comentarios y Análisis : 5
Puntos : 14600
Fecha de inscripción : 24/01/2009

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por El Compañero el Mar Abr 21, 2009 7:47 am

Similar a lo que le pasó al Jefe de la Policia del dictador Gerardo Machado durante la Revolucion de Agosto de 1933 quien despues de muerto fue arrastrado por las calles de la habana por una multitud.

_________________
"Confiamos en que la pureza de nuestra intención nos traiga el favor de Dios para lograr el imperio de la justicia en nuestra patria. Si caemos, que nuestra sangre señale el camino de la libertad. Porque, tenga o no, nuestra acción el éxito que esperamos, la conmoción que originara nos hará adelantar la senda del triunfo."
José Antonio Echevarría : La Habana, 13 de Marzo de 1957.
-------------------
http://politicacubana.blogspot.com
http://elarchivodelchiva.blogspot.com

El Compañero
Admin/Fundador de Cuba Debate
Admin/Fundador de Cuba Debate

Masculino
Cantidad de envíos : 7156
Localización : Donde mora la libertad, allí está mi patria
Empleo /Ocio : Debatir/Intercambiar ideas sobre temas cubanos e internacionales
Humor : Cubano
Efectividad de Comentarios y Análisis : 85
Puntos : 43147
Fecha de inscripción : 17/06/2008

http://politicacubana.blogspot.com

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por libertad el Miér Abr 22, 2009 6:01 am

a mi esas barbaridades no me gustan no podemos ser como ellos

libertad
Forista Habitual
Forista Habitual

Femenino
Cantidad de envíos : 120
Edad : 37
Localización : italia
Empleo /Ocio : administrativa contable, derecho lavoral
Humor : me encanta reirme de los papagayos castrados
Efectividad de Comentarios y Análisis : 5
Puntos : 14600
Fecha de inscripción : 24/01/2009

Volver arriba Ir abajo

Re: ¿COMO TERMINAN SUS DIAS LOS DICTADORES Y TIRANOS?

Mensaje por Contenido patrocinado Hoy a las 11:05 pm


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.